Samsung, el embalaje respetuoso con el medio ambiente y el entusiasmo ecológico

¡Escuchad, escuchad, ciudadanos del planeta (en peligro)! (redoble de tambor) Samsung emite hoy un comunicado sobre su nueva política ecológica.

Empaquetar es ecológico

El fabricante coreano lanza un programa de sustitución del plástico de embalajes por materiales más ecológicos o menos nocivos para el medio ambiente. De esta manera y desde el inicio de este año 2019, Samsung se compromete a utilizar papel, plástico reciclado y plástico con base orgánica. Esto afecta a los embalajes de todos los productos o accesorios: smartphones, tabletas, objetos conectados y también electrodomésticos.

¿El papel? Solo se utilizarán fibras certificadas por organizaciones adecuadas. ¿El plástico que protege el electrodoméstico? De ahora en adelante será plástico reciclado a partir de residuos. ¿Las bolsas? Contendrán materiales reciclados, almidón o caña de azúcar.

Una iniciativa muy buena a la que damos una calurosa bienvenida, Samsung incluso va a eliminar los acabados brillantes de sus cargadores y sustituirlos por acabados mate para desterrar las películas plásticas protectoras.

Una oleada de ecología invade a los gigantes tecnológicos

Ecológico, esta palabra de moda se ha convertido en un argumento de marketing imprescindible. Los gigantes de la industria lo saben bien. De ahora en adelante también compiten en este ámbito.

Transformar una imagen de gran contaminador en empresa virtuosa se ha convertido en algo fundamental para ganar/conservar cuotas de mercado, porque la conciencia ecológica de la población aumenta a pasos agigantados.

Por eso los problemas del medio ambiente, el agotamiento de los recursos naturales, el tratamiento de los desechos, la contaminación y el reciclaje, ahora forman parte de sus reflexiones, y los medios de producción y de distribución son el objetivo de una estrategia denominada “ecológica”. El reciclaje de los recursos, la reducción de la contaminación generada por los productos, la adopción de materiales “verdes” o más respetuosos con el medio ambiente son objetivos anunciados. Samsung Electronics explica que esta política económica se llevará a cabo incluso si implica un aumento de los costes. Alegría.

Otras grandes marcas hacen los mismo. ¿Quién no ha oído hablar del 100 % de energías renovables pregonado por Apple y prometido por Facebook? Muchos centros de datos se (auto) proclaman “verdes”, lo que es un sinsentido. Más creíbles, los esfuerzos que se ocupan del uso de materiales recuperados, como los recientes MacBook Air y Mac Mini íntegramente fabricados con aluminio reciclado.

Naturalmente, todas las políticas de reducción del impacto en el medio ambiente son buenas. Y vosotros, ¿sois especialmente sensibles a los argumentos ecológicos para vuestras compras o usos de alta tecnología?

Previous Post Next Post

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.