Elon Musk en tu salón

Elon Musk podría ser lo que más parecido a Tony Stark (aka Iron Man) en cuanto a ambiciones tecnológicas, tan gargantuescas como… endiabladamente intrigantes. A Back Market, nos encanta este tipo de iniciativas.
Con Tesla consiguió (gracias a, por lo menos, de 5 a 20 años de SMI) decir adiós a las gasolineras y a sus sándwiches triangulares de dudoso origen. ¿Se detuvo ahí? Decir eso es no conocer a este genio con un toque de megalomanía. Elon ha puesto sus miras en la energía doméstica… Antes de conquistar el resto del mundo.

Solar City: ¿Por qué no habíamos pensado en ello?

Elon Musk no se limita a Tesla: ha creado, invertido o comprado numerosas pepitas tecnológicas.
Entre ellas: Solar City y sus paneles solares de ultra-rendimiento. Combinados con las baterías marca Tesla se transforman en tejados interconectados capaces de alimentar una casa con electricidad y de almacenarla… ¿y qué más mañana?


Por qué es genial

Porque es eficiente: cada habitación individual es autónoma energéticamente. Añade el potencial de conectividad de la tecnología y obtendrás unas posibilidades tan útiles como ingeniosas para la domótica controlada mediante smartphone que ya hace años que nos venden como una revolución tan increíble como el auto-reverse.

Porque es estético y sólido: los paneles solares Solar City son muy similares a pizarras, están a años luz (sic) del panel solar que se esconde en la parte trasera del tejado (sí, sí, ese que se parece a la estación espacial Mir). Para poder ser la guinda de toda la estructura, son ultra-resistentes a los golpes y a las condiciones climatológicas extremas.

Porque es (casi) accesible: todavía estamos esperando los detalles, pero estos paneles podrían alquilarse pagando unas pequeñas mensualidades y con un pago inicial. Teniendo en cuenta los cálculos energéticos realizados, los paneles podrían ser una excelente operación financiera para el común de los mortales.

– Porque este es sólo el comienzo: empezamos a conocer a nuestro querido Elon. Las posibilidades de estas innovaciones son casi infinitas. ¿Por qué no imaginarse otras superficies? ¿Edificios públicos? ¿Carreteras? Si se instalasen en países en vías de desarrollo se conseguirían unos avances humanitarios considerables.

Elon for president?

 

Previous Post Next Post

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.